JuárezSliderz_Destacada
torre-fuerte
8 febrero, 2017

COLUMNA: Torre Fuerte

El presidente municipal, Armando Cabada Alvídrez, es el hombre hazmerreír de los empresarios dedicados a los giros negros. Porque esa amenaza de que será el gobierno municipal quien entrará al quite para poner orden por la falta de filtros de seguridad, suena a una completa y burda declaración, porque quien se supone cuida las principales vialidades, especialmente las áreas donde están ubicados los antros de los poderosos hombres de los dineros, es –al menos en el papel- la policía municipal.

Es decir que toda la seguridad preventiva está ahora en manos del ex fiscal de la zona centro, Sergio Almaraz Ortíz, incondicional de Jorge González Nicolás y de Pablo Ernesto Rocha, el hombre que se hacía cargo de las cuotas en su relación con el crimen, y quien será ratificado en las próximas horas como jefe de la policía.

Ayer el independiente, Armando Cabada, que llegó al gobierno más atado que una correa de zapato por los compromisos con algunos de esos empresarios, exigió con todas las ínfulas de poder -posiblemente sólo para ganar espacio en los medios-, que “exigirá” al sector empresarial contar con filtros de seguridad, para evitar la entrada a personas que porten armas de fuego o se dediquen a actividades ilícitas, como si no supiera que varios de esos negocios –que cuentan con personal de seguridad armado-, son hombres que están ‘pintados’ en los momentos de la refriega. Y ni qué decir de los polimunicipales que desaparecen justo en el momento de la acción.

Y bueno, ni qué decir de los integrantes del Consejo Coordinador Empresarial que juega con el alcalde y que le aplauden todas las decisiones.  Se hacen cómo que se preocupan y Armando hace cómo que los amenaza en virtual juego de perversidad política.

El tema de la seguridad regresó a la agenda política, porque la violencia y las ejecuciones, lejos de desaparecer siguen en incremento ante la incapacidad del estado mexicano: gobierno federal, entidades y municipios para hacer frente a las actividades del narcotráfico y a los hombres que están detrás de tan redituable negocio.

De acuerdo a los últimos datos, han sido ejecutadas en el estado de Chihuahua más de 481 personas, de las cuales 275 corresponden exclusivamente a Ciudad Juárez, lo que hace ver al presidente municipal un hombre inútil para frenar las actividades del crimen en la ciudad. Es como regresar al pasado.

Las ejecuciones y homicidios de alto impacto perpetrados dentro y fuera de los negocios como el ocurrido el domingo en la zona de antros de la avenida Tomás Fernández y los Portales, y los sucedidos recientemente en el restaurante Los Arcos, exhibe de nueva cuenta a Ciudad Juárez y ofrece argumentos a la política del presidente de los Estados Unidos, Donald Trump que en materia de combate al narcotráfico, tiene total desconfianza en el gobierno mexicano y que pretende implementar el ‘Plan Colombia’ en México, según refieren los analistas a nivel nacional.

Y los mismos empresarios juarenses que todo le aplauden a los gobiernos, a cambio de prebendas y buen trato, son los mismos que deben saber y conocer que su presidente (Armando Cabada), tiene esa relación de amistad y compromiso con hombres que durante muchos años han sido señalados por su relación con la delincuencia organizada y los negocios que ‘florecen’ a la sombra del narco;

Dos de ellos, nada más para ponerles nombre y apellido son los ‘empresarios’, Jesús ‘Chuy’ Otero de la inmobiliaria Century 21 y Lázaro Flores, de Las Anitas, quienes al igual que otros empresarios aportaron a la campaña de Armando Cabada Alvídrez y sólo para darle en toda la mother al dos veces alcalde de Juárez, Héctor ‘Teto’Murguía.

Otros hombres de dudosa reputación trabajan en la mismísima estructura gubernamental.

Ya en ‘cortito’, se podría decir que al presidente municipal le gusta mamar y dar de topes.

Así las cosas, el presidente municipal salió ayer a declarar ante los medios que no poner orden los empresarios, “el municipio tendrá que hacerlo”…

Es decir, que en los próximos días, la municipal y seguramente las células mixtas y hasta el Ejército Mexicano volverán a los retenes y al cateo de los negocios para cerciorarse de que en el interior nadie beba armado. Una auténtica práctica de simulación, o como dijeran los chavos de hoy, una jalada del señor Presidente Municipal que pretende tapar el sol con un dedo.

“Sé que no les agrada que tengamos que catear negocios para detectar a la gente que ingrese armada, yo espero que haya buena respuesta de parte de ellos (empresarios). Yo no me habré de detener, si ellos no quieren poner de su parte, nosotros haremos lo que nos corresponde, lo que la autoridad nos permite pero será  algo que no agrada, ni que a mí me gusta pero tendremos que entrarle”.

Ya lo dijo el presidente municipal, los empresarios y propietarios de los negocios conocen a los clientes y a los hombres que no tienen manera honesta de vivir y que traen dinero pa’ aventar pa’rriba, y pues eso los convierte en cómplices.

Y para creer en la estrategia y declaración del señor alcalde, nada más nos falta que el presidente revele los nombres de los dueños de los negocios de los antros y giros negros, que según él (Armando Cabada) conocen a esos hombres malos que ponen en riesgo a toda la clientela.

A final de cuentas, ese pequeño dato serviría para que todos los ciudadanos sepamos sí acudir o no ha determinado negocio en la ciudad.

 

Exculpan a Gustavo Madero, pero…/

Tan rápido como pudieron para evitar que la imagen del jefe del gabinete, Gustavo Madero Muñoz rodara por los suelos en Palacio, el secretario de Hacienda, Arturo Fuentes Vélez tuvo que enfrentar a la prensa capitalina para explicarles que Gustavo Muñoz nada tiene que ver con el software de Hacienda y el contrato asignado de poco más de 15 millones de pesos.

Dicen ahora que no es Gustavo, pero sí su sobrino, Guillermo Villalobos Jr. hijo del panista Guillermo Villalobos Madero, y que no es con Electronic Publishing sino con la empresa Tecnología de Gestión y Comunicación S.A de C.V en la que tiene intereses el sobrino del jefe de gabinete de Javier Corral. Negocio de la familia pues.

Quedo claro pues que el gobierno estatal sí actualizó el software, que existe un contrato por los 15 millones, y el asunto le sirvió al señor secretario de Hacienda para tender una ‘cortinita de humo’ por el viajecito de su hijo, Arturo Fuentes que no fue a Dallas, pero si a Houston al Súper Bowl, donde se dio el gustazo gastando varios miles de dólares en un abrir y cerrar de ojos, poniendo en predicamento la doctrina de la austeridad predicada por el gobernador de Chihuahua, Javier Corral, y a la que tiene que darle seguimiento su padre Arturo Fuentes Vélez.

Seguramente que a la familia Fuentes no le cayó nada bien la crítica, y del dinero ni se diga, tienen lo suficiente para despilfarrar y gastar a manos llenas…

 

Fondos, en dos meses más./ 

Si nos va bien a los juarenses, es muy posible que por allá a finales del mes de marzo, se nos informe que sí existen recursos disponibles y listos para la infraestructura de las maltrechas calles de Ciudad Juárez.

Ayer se anunció que en un par de meses será liberado el fondo para la infraestructura de vialidades de la ciudad, que forma parte del Fideicomiso de Puentes Internacionales que administra el ex alcalde Gustavo Elizondo Aguilar y con él, un grupo de ciudadanos identificados al sector empresarial y al PAN, que a lo mejor no dejan de dormir, por facilitar los dineros para las obras en Ciudad Juárez.

Al decir del presidente municipal, Armando Cabada, el municipio ya está generando los proyectos  ejecutivos, debido a que fueron autorizados 212 millones de pesos para pavimentación de calles, 250 millones de pesos más para la segunda ruta troncal y 80 para el Centro de Investigación e Innovación Tecnológica (CITA).

Además, quedarían cerca de mil millones de pesos que el municipio pidió al Comité Técnico que se inviertan en pavimentación de calles en Juárez.

Pero si no hay proyectos ejecutivos, no podrán arrancarse las obras y mucho menos se les entregará el dinero. Esa es la condición.

 

‘Yo mexicano’. /

Un grupo de jóvenes universitarios que andan ‘calientes’ con el asunto del presidente Donald Trump y sus presuntas actitudes en contra del gobierno de México, darán a conocer este miércoles un proyecto denominado ‘Yo Mexicano’, que pretende promover “el amor a México”.

Serán otras voces más que se sumarán a las voces de inconformidad de todos los mexicanos “por la pésima actitud y desacertada política aplicada por el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, en contra de nuestro país”, informaron en un brevísimo texto de la invitación girada a los medios.

“Yo Mexicano” es una iniciativa juvenil ciudadana que realizarán una serie de acciones para resaltar a nivel internacional la belleza de México y las cualidades de los mexicanos. Además de incentivar a la sociedad a realizar pequeñas acciones en mejora de las comunidades. Todas las acciones serán publicitadas a través de las redes sociales”.

Y la primera acción a realizar, dicen, será una manifestación pacífica en el Puente Internacional Libre.

Comentarios: mariohectorsilva@yahoo.com.mx

About this author